Tendencias en decoración para el verano 2018

Apenas lleva el verano dos semanas en nuestras vidas y nuestra rutina diaria ha cambiado. Los días tienen más horas de luz, nos apetece hacer más planes, reunir a la familia y amigos en casa, pasar tiempo en la terraza o en el jardín e incluso, nuestro humor ha cambiado. A todos estos cambios se les suman los cambios en el estilo de nuestro hogar. Las necesidades en verano son diferentes que en otoño – invierno. Queremos una casa que inspire frescura, alegría y que sea divertida, acorde con el momento que estamos viviendo. En el siguiente artículo vamos a hablar de las tendencias para este 2018 y con ellas, los estilos que este año veremos en las casas. ¡Comenzamos!

 

Colores del verano

Los colores que reinan este verano son: los colores pastel. Rosas, azules o amarillos, son algunos. Aportan tranquilidad, además de ese punto de vitalidad al espacio. El verde continua líder en la paleta de colores. A pesar de ser el color del año 2017, sigue estando presente en la decoración de verano. El verde hoja que evoca la naturaleza, le aporta frescura a la habitación y nos hace sentir que estamos en la naturaleza. El color que más choca este año es el dorado. Lo podemos encontrar en pequeños detalles de lámparas, cojines y vajilla. O también en objetos completamente dorados, dando un toque de elegancia a la estancia.

Decoración verano (3)

Texturas del verano

El cannage es un material muy sencillo y poco pesado para utilizarlo en muebles, lámparas y complementos que vistan nuestro hogar. La madera continúa siendo la estrella. Llama la atención porque este año se lleva la madera con imperfecciones, evocando el bosque y la naturaleza. El mármol, es un clásico entre los materiales para crear encimeras, mesas e incluso estanterías. Aporta frescor a la estancia y combinado con el dorado conseguiremos tener una estancia muy elegante.

Decoración verano (5)

Complementos de verano

Tenemos los colores para vestir las habitaciónes, las texturas con las que están hechos los muebles y por último nos quedaría hablar de los complemento y accesorios de decoración que terminarían de vestir nuestra estancia. Comenzamos con los flecos. Es un elemento que durante mucho tiempo ha estado guardado en el baúl, pero este verano está teniendo una relevancia enorme. Lo podemos ver en lámparas, manteles o cojines. En diferentes colores y estampados. Por el contrario, si lo que queremos es que nuestras paredes sean las protagonistas de la casa, podemos utilizar papel con líneas y figuras, es un estilo muy minimalista que aportará originalidad a nuestro hogar.Como antes hemos comentado, la naturaleza es la reina en las tendencias para este 2018. Además de utilizar la madera para hacerla presente, otro método es enmarcar hojas o flores en las paredes o en cuadros. Conseguiremos personalizar nuestras paredes con los elementos que deseemos. Por último, un elemento que requiere un poco más de esfuerzo tener, es el suelo de mosaico. Los suelos antiguos de las casas vuelven, ahora en esta época de verano con colores más frescos y vivos. Aportando un toque muy original a la habitación.

Decoración verano (2)

Iluminación de verano

Con la iluminación ocurren dos cosas. Podemos irnos a los dos extremos, o tener una iluminación brillante ,que destaque o una iluminación muy tenue, que relaje. Sea cual sea, hay que tenerla. La iluminación es la pieza del rompecabezas que falta para tener una decoración perfecta.

Decoración verano (6)

Las tendencias en decoración para este verano 2018 son los elementos que evocan a la naturaleza, el choque entre la sencillez de los colores pastel y con la elegancia del dorado y el juego con los flecos en algunos de los elementos de la casa. Ahora solo queda echarle una pizca de imaginación y crear tu propia composición. ¡Seguro que te queda fantástica!